Saltar al contenido.

La guerra de los quesos

El pasado 1ero. de julio de 2020 se publicó La Ley de Infraestructura de Calidad, la cual en su artículo 3 numeral XI dice:

“Ordenar la suspensión o prohibición de la comercialización de bienes, productos y servicios, incluyendo la inmovilización de los mismos para impedir su comercialización, así como establecer las medidas tendientes a proteger a los consumidores de aquellos bienes, productos y servicios de los cuales se haya detectado incumplimiento con las Normas Oficiales Mexicanas.

Lo que llevó a la determinación de suspender de manera inmediata la venta de 19 marcas de quesos y de dos tipos de yogurts; cumpliendo con lo que dice la nueva Ley de Infraestructura de la Calidad.

El pasado martes 13 de octubre por la noche, la Secretaría de Economía y la Profeco, sin detallar qué tipo de quesos, dijeron que no podrán vender las marcas de quesos:

  • Fud
  • Nochebuena
  • Premier plus cuadritos
  • Zwan
  • Caperucita
  • Burr
  • Precissimo
  • Frankly
  • Selecto Brand
  • Galbani
  • Lala
  • El Parral
  • Portales
  • Walter
  • Sargento
  • Cremería Covadonga
  • Aurrera
  • Philadelphia.

La comercialización de estos productos, se ha realizado en perjuicio y con información que puede inducir al engaño de los consumidores, de acuerdo a la Secretaría de Economía.

«La Secretaría de Economía, con la asistencia de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), comprobó que diversos productos denominados como «queso» y » yogurt natural» no cumplen con las Normas Oficiales Mexicanas».

Empresas responden

Nochebuena y Fud, de Sigma Alimentos, emitieron un comunicado sobre la suspensión en el mercado de varios productos lácteos. En el texto se asegura que estos dos productos son lácteos en su totalidad.

Por su parte Sigma Alimentos, declara la misma situación, pero sólo con uno de sus productos oficiales.

La empresa Qualtia compartió a través de sus redes sociales su reacción. indicando que los argumentos presentados por la PROFECO están relacionados con información comercial y de etiquetas, por lo que ninguno tiene que ver con temas de riesgos para la salud.

Grupo Lala, por su parte señala que el producto es 100 % leche y cumple con las especificaciones establecidas en la NOM-223-SCFI/SAGARPA-2018 de queso.

«Las observaciones que realizó la PROFECO en el artículo de su revista de abril pasado se refiere a que no se indicaba claramente el país de origen del producto, tema que fue debidamente atendido y solventado en tiempo y forma», se lee en el comunicado.

Lista de quesos prohibidos

  • Fud, queso panela, contenido neto de 200 gramos, por no indicar el porcentaje de concentrados de proteínas de leche con caseínas o caseinatos como lo marca la NOM 223 del Queso.
  • Fud, queso panela contenido neto de 400 gramos, por no indicar el contenido de caseinatos y porque usa la leyenda 100% leche, pero solo se puede usar cuando no tiene otros concentrados de proteínas de leche.
  • Fud, queso panela, rebanadas cuadradas de 300 gramos porque no indica el porcentaje de proteínas de leche con caseínas en la etiqueta principal, además de que al contener dicha proteína no puede denominarse 100% de leche.
  • Fud Cuida-t+, queso tipo manchego rebanado de 140 gramos, porque no indica el porcentaje de concentrados de proteínas de leche con caseínas y también usa la leyenda “100% leche” sin serlo.
  • Nochebuena importado, queso tipo manchego de 400 gramos porque contiene 4.61 % menos de lo que dice la etiqueta incumpliendo la NOM del queso.
  • Precissimo, tipo americano de 140 gramos porque no incluye denominación de producto y como adiciona grasa vegetal es contrario a la Norma de Queso.
  • Aurrera, imitación queso tipo manchego molletero de 200 gramos, porque tiene 10.23 % de contenido menor al declarado en la etiqueta.
  • Burr, Imitación Queso tipo americano con contenido neto de 302 gramos porque dice ser queso en la etiqueta, pero con letras pequeñas explica que es imitación queso tipo americano, sin cumplir con las especificaciones e ingredientes de la NOM de Queso, al adicionar grasa vegetal.
  • Selecto Brand, singles tipo manchego con contenido neto de 140 gramos, por engañar al consumidor de que es manchego cuando en realidad son rebanadas tipo queso.
  • Cremería Covadonga, tipo manchego La Mancha en rebanadas con un peso de 400 gramos, porque contiene 7.15% menos del producto declarado.
  • Premier plus cuadritos, imitación tipo manchego a granel, porque no declara el porcentaje (%) mínimo de proteína, grasa y máximo de humedad y no coloca el sistema de etiquetado frontal, lo que contraviene la norma.
  • Frankly, imitación queso tipo manchego, a granel, porque engaña al consumidor al indicar con grandes letras “manchego” y con pequeñas letras “imitación queso tipo”, además de usar leyendas que no se justifican como “cremoso ¡pruébalo!”.
  • Galbani, mezcla de quesos rallados, frescos y maduros contenido neto de 170 gramos, el cual no informa en su lista de ingredientes el porcentaje que incluye de cada queso.
  • Lala queso tipo manchego deslactosado rebanado de 400 gramos, porque no dice cuál es el país de origen.
  • Philadelphia, queso tipo americano reducido en grasa o Queso fundido tipo americano, porque dice ser queso reducido en grasa sin sustento.
  • Portales, queso manchego de 300 gramos, ya que tiene un contenido neto 3.51 % menor al declarado en la etiqueta y en su etiqueta no declara el porcentaje mínimo de proteína, grasa y máximo de humedad como lo pide la Norma.
  • Zwan, queso panela contenido neto de 400 gramos contiene leyendas premium y libre de hormonas, lo que contraviene con la referencia normativa.
  • Zwan Premium, queso manchego de 400 gramos, por contener 19.64% menos a lo que dice la etiqueta.
  • Walter, queso tipo manchego, contenido neto 400 gramos, porque dice ser queso cuando incumple con las especificaciones e ingredientes de la NOM de Queso al incluirle grasa y no indica el país de referencia.
  • Caperucita, queso tipo manchego deslactosado reducido en grasa de 400 gramos, incumple con el contenido neto al ser menor entre 3.64 % y 3.91 % al declarado en la etiqueta.
  • Caperucita, queso tipo manchego bajo en lactosa, reducido en grasa de 400 gramos, dice ser bajo en lactosa, pero no está definido y contraviene con la norma.
  • Sargento, queso parmesano rallado de 141 gramos, porque tiene la leyenda “siempre le traemos nuevas maneras de disfrutar de un verdadero queso auténtico”, lo que contraviene con la Referencia normativa 2.4 de la NOM de Queso.

En el caso de los yogurts la autoridad afirmó que Bene Gastro, yogurt natural de 240 gramos tiene menos proteína de la que requiere para considerarse yogurt natural, al contener 2% cuando el mínimo es 3.1%.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: